Razones para alquilar un jet privado

17 marzo 2018

Sin problemas: Los jets privados son mucho más confiables que las líneas aéreas estándar y los retrasos son muy poco frecuentes, lo que garantiza que no llegue tarde a esa reunión importante.

Puede usar su teléfono, tener acceso a wifi sin interrupciones y, en general, disfrutar de una completa configuración de oficina. Al eliminar todas las molestias asociadas con las líneas aéreas, podrá concentrarse y llegará con el estado de ánimo adecuado cuando descienda del avión.

Ahorro de tiempo: Sabido es que el tiempo es dinero, y al contratar un servicio de jet privado el ahorro de tiempo es sorprendente. Se evitan demoras de check-in y las interminables colas de control de equipaje. De la misma manera, se olvidará del agotador proceso de embarque, sobreventas, pérdidas de equipajes en conexiones, y muchos de los problemas propios de los vuelos en empresas de línea.

Total flexibilidad: Alquilar un jet privado es tan sencillo como ponerse en contacto con nosotros, establecer su itinerario con fechas y destinos de preferencia. No hay necesidad de planificar escalas, buscar alternativos de conexión, etc.

Total privacidad: el alquiler de un jet privado le ofrece privacidad absoluta durante todo el vuelo. Las únicas personas a bordo del vuelo son sus invitados. Ideal para celebrar reuniones con socios y trabajar sin interrupciones propias de los vuelos comerciales como bebes llorando, niños pateando la parte posterior de nuestro asiento.

Comodidad absoluta: nada peor que encontrar su asiento en el avión de línea tiene una ubicación inconveniente. Cercana a la puerta del baño, o viajeros inquietos a su alrededor. Con el alquiler de un jet privado, usted y las personas de su confianza, serán los únicos ocupantes del avión, y contarán con suficiente espacio para estirarse y sentirse cómodos, viendo una película, realizando negocios, o simplemente compartiendo un buen momento con sus colegas.